ACAYUCAN.- El titular de la CAEV Bruno Salamanca reconoció este lunes que las fugas de agua subterráneas están provocando socavones en algunos sectores de la cabecera municipal, los últimos casos registrados en la calle Porfirio Díaz y la Guerrero, donde a pesar de que ya intervinieron para llevar a cabo las reparaciones, tendrán que esperar poco más de un mes para que el concreto hidráulico quede totalmente restaurado.

Acayucan, ha padecido en los últimos años por una cantidad considerable de rompimientos en las calles por la rehabilitación de fugas del vital líquido, sin embargo, la dependencia que corresponde al Gobierno del Estado y que opera en Acayucan no es autónoma, por lo que debe solicitar el recurso para concluir los trabajos mismos que –debido a la burocracia- demoran en llegar y el que padece no solo es el usuario, sino quienes transitan por las arterias afectadas.

En la calle Porfirio Díaz, se registró una fuga de agua subterránea, el problema mayor se encuentra en que para ubicar la fuga hay que hacer varios rompimientos, Bruno Salamanca señaló que ya quedó reparada, pero explicó el como opera esta oficina, los procedimientos para esperar la materia prima que les permita llevar a cabo la rehabilitación del concreto, es señala que dilata aproximadamente un mes; la realidad es que hay sectores que llevan meses, o quizás años de que la dependencia hizo alguna reparación y quedó inconclusa.

El mismo caso es en la calle Guerrero, donde personal de esta dependencia ya reparó la fuga, sin embargo no pueden concluir su trabajo esperando a que del Estado manden el recurso o la materia prima y ellos puedan terminar su labor. Cabe destacar, la capacidad del personal de CAEV en Acayucan, son elementos de calidad, que trabajan a marchas forzadas y en cualquier condición, lamentablemente la dependencia no los respalda y muchas veces son los que se llevan el reclamo de la ciudadanía.

Bruno Salamanca explicó que no todo es responsabilidad de ellos, ya que los tubos de drenaje que salen de las viviendas y se conectan con la línea general, son responsabilidad de los usuarios, y muchas veces ellos pretenden que sea la CAEV la que los repare cuando le corresponde a ellos. El Ayuntamiento de Acayucan, ha insistido en municipalizar esta dependencia, precisamente para que sea la administración local la que maneje los recursos y de celeridad a los trabajos, exista un servicio más eficiente y disminuyan los reclamos.

COMPARTIR