“Quieren latiguearnos con esta ley”: Obispo sobre Ley de Seguridad Interior en México

Ciudad de México.- Diputados del PAN, PRD, Morena y MC abandonaron las instalaciones de la Cámara de Diputados, como presión para que el PRI y sus aliados no puedan votar la Ley de Seguridad Interior.

La presidencia de la Mesa Directiva declaró un receso hasta las 00:00 horas del viernes, en espera de que en el Senado avance la discusión de dicha ley.

Sin embargo, las fracciones de la Oposición pactaron anoche dejar al tricolor la responsabilidad de sacar con sus aliados dicha ley, una vez que en el Senado concluya la discusión de la minuta y la turne de regreso a San Lázaro, con las modificaciones hechas a la legislación que busca regular la labor de las Fuerzas Armadas en materia de seguridad.

Los priistas sufrieron todo el día para lograr el quórum de 251 legisladores, a pesar de tener la mayoría con PVEM y Panal.

En la última votación efectuada en el Pleno, con reformas a la Ley Federal de Protección al Consumidor, sólo hubo 139 diputados del PRI, 32 del PVEM y uno del Panal.

Aunque los diputados del Frente Ciudadano por México –PAN, PRD y MC– y de Morena advirtieron que se votara de una vez la integración de la Comisión Permanente, el PRI se negó y pretendió dejar el tema hasta el final de la discusión de dictámenes, incluyendo el tema de Seguridad Interior.

CONFRONTACIÓN

Los partidos del Frente Ciudadano por México acusan al PRI de alargar intencionalmente la sesión para que la minuta regrese a la Cámara baja y ésta sea aprobada hoy por el Congreso de la Unión.

Marko Cortés, coordinador de los panistas, denunció que, a manera de chantaje, el tricolor se niega a integrar la Comisión Permanente para el periodo de receso del Congreso.

Acusó que antes de elegir a los integrantes de la Comisión Permanente se quiere discutir la Ley de Seguridad Interior.

“Está chantajeando para hacer tiempo a costa de mantener la vida institucional del Poder Legislativo”, apuntó.

“El PRI está dispuesto a todo incluso a sacrificar la estabilidad y la institucionalidad del Poder Legislativo, con tal de sacar una minuta que está siendo discutida en el Senado”.

Jesús Zambrano, vicecoordinador del PRD, afirmó que el PRI quiere aprobar en “fas track” la minuta que llegue del Senado, incluso dispensando su paso por comisiones.

“Eso es lo que quiere el PRI, un asunto tan importante, tan fundamental para la vida del país y que está hoy en el centro de la atención de una parte tan importante de la sociedad, quien pasarlo como si fuera algo absolutamente sin un sentido fundamental, sin un contenido como es el que tiene esta ley”, exclamó Zambrano en conferencia conjunta.

URGE ONU RECHAZAR LEY

Expertos y expertas de la ONU urgieron al Estado mexicano a rechazar el Proyecto de Ley de Seguridad Interior que se sometió al Pleno del Senado, al advertir que dar a las Fuerzas Armadas un papel de liderazgo en materia de seguridad podría debilitar la protección de los derechos humanos.

“Nos preocupa que el Proyecto de Ley otorgue a las Fuerzas Armadas un rol de dirección y coordinación en ciertas circunstancias, en lugar de limitar su papel al auxilio y asistencia a las autoridades civiles”, señaló el grupo en una declaración conjunta emitida en Ginebra.

Los expertos señalan que el Proyecto de Ley carece de mecanismos de control sólidos que garanticen el respeto de los derechos humanos.

“No prevé que las actividades de inteligencia se realicen con la debida supervisión civil y judicial, y, al categorizar toda la información resultante de la aplicación de la ley como de Seguridad Nacional, la excluye de las leyes de transparencia apartándola del escrutinio público”, subraya.

“El creciente papel de las Fuerzas Armadas, en ausencia de mecanismos control y de rendición de cuentas, podría provocar la repetición de violaciones de derechos humanos como las cometidas desde que se asignó a las Fuerzas Armadas un papel protagónico en la lucha contra la criminalidad”, señaló el grupo.

RECRIMINAN A ONU

El Gobierno mexicano recriminó al Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), Zeid Ra’ad Al Hussein, su postura en contra de la Ley de Seguridad Interior.

VEN INTERESES POLÍTICOS

El senador Javier Lozano indicó que detrás del rechazo de legisladores a la Ley de Seguridad Interior están intereses políticos de Andrés Manuel López Obrador y Ricardo Anaya, exdirigentes nacionales de Morena y PAN.

“Es reprobable que los mismos que advierten amenazas a los derechos humanos por parte de las Fuerzas Armadas sean los mismos que aplauden la monumental estupidez de otorgarle amnistía, perdón y olvido a los grandes capos de la delincuencia organizada, expresó Lozano en tribuna al referirse a los morenistas.

“Ahora resulta que los buenos son los delincuentes y los malos son nuestras Fuerzas Armadas.

“Igualmente reprobable es que vengan senadoras y senadores del Partido Acción Nacional, que ayer aplaudían la actuación de nuestro Presidente de la República, pero por mero cálculo político por instrucciones de su ambicioso líder hoy reprueben esa actuación”.

‘Quieren latiguearnos con esta ley’

Después de que el miércoles fue aprobada en comisiones del Senado de la República la Ley de Seguridad Interior, el Obispo de Saltillo, Raúl Vera López, decidió sumarse a los activistas y organizaciones opositoras de esta ley que calificó como “dictatorial, inconstitucional e inconveniente”.

“Las autoridades nos han mantenido agachados y sumisos, pero como esta vez no nos agachamos lo suficiente quieren latiguearnos con esta ley que permitirá que el Ejército haga funciones civiles que no le corresponden”, dijo el Obispo a la prensa.

“Yo estoy dispuesto a salir a las calles, mi oposición es pública, me gustaría que la gente saliera a tomar los congresos, pero a tomarlos de verdad, no de forma simulada, quiero ver qué hacen las autoridades con el pueblo en las calles”, aseguró Vera López notablemente exaltado por una ley que de acuerdo con él y decenas de organizaciones e instituciones internacionales, lacera los derechos humanos de los mexicanos.

El jerarca católico aseguró que desde el inicio de la “guerra” contra el crimen en Coahuila se han registrado violaciones a la ciudadanía por parte del Ejército, “hay casos de mujeres en Castaños y de un joven que desapareció, y en general el tema de las desapariciones forzadas no ha tenido justicia, con esta ley permitirán que las Fuerzas Armadas actúen sin subordinarse a las autoridades civiles”.

Entre los informes y documentos que hizo pública la Diócesis de Saltillo para sostener su argumento en contra de la Ley de Seguridad Interior, está el documento emitido por la Comisión Episcopal para la Pastoral Social (CEPS), en la cual los arzobispos y obispos del país se manifiestan contra la ley; “no es cosa mía –dijo Vera– esto lo hemos hablado con mis hermanos obispos y coincidimos, es una cosa de sentido común que no vamos a permitir”.

Desde el pasado martes, el gobernador Miguel Ángel Riquelme Solís expresó su apoyo a la ley en cuestión, sin embargo, este tema no fue motivo de conversación entre el mandatario y el Obispo el pasado lunes que sostuvieron una reunión en el Palacio de Gobierno.

Dejar una respuesta