Un sacerdote suizo estafó a los feligreses de su iglesia con el objetivo de viajar a Rusia para ver la Copa del Mundo.

El religioso aseguró que los depósitos irían para actividades de caridad en África, no obstante, lo utilizó para viajar a Rusia y participar en quinielas porque debía más de un millón de dólares.

Autoridades locales confirmaron el sacerdote ya debía 1.4 millones de francos suizos, equivalente a 1.1 millones de dólares.

No obstante, la Diócesis conocía su pasión por el juego y las apuestas y aun así lo dejaron laborar e incluso as autoridades religiosas ya le habían ofrecido ayuda en reiteradas ocasiones para combatir su adicción, pero el hombre se negaba rotundamente pero feligreses no estaban enterados de la situación.

Cabe señalar que ya estando en Rusia después de apostar en varios partidos y asistir a otros sintió culpa y se arrepintió de sus pecados por lo que decidió confesar su acción y le pidió perdón a los afectados a través de mensajes; enfrenta la posibilidad de múltiples demandas por las personas a las que estafó, pero pese a todo algunos feligreses aún le profesan admiración y hasta han exigido que retome sus hábitos.

Fuente: Excélsior/doh/Foto: archivo

VIAwww.xeu.com.mx
COMPARTIR