Jean Castex, primer ministro de Francia, decretó un toque de queda desde el sábado a las 18:00 horas en todo el país ante la pandemia de COVID-19.

De acuerdo con las autoridades, la medida, la medida aplicará a partir del sábado y durante un mínimo de dos semanas en todo el territorio francés para evitar un repunte de la pandemia.

Asimsimo, Castex anunció que todos los viajeros que lleguen al país procedentes de fuera de la Unión Europea deberá presentar una prueba negativa antes de viajar a Francia y aislarse durante una semana a su llegada, para realizar después una segunda prueba.

 

Fuente:Excélsior/Noticieros Televisa/abv

 

 

COMPARTIR