Marco FONROUGE MATHEY / Acayucan.- El municipio de Acayucan siempre se ha caracterizado por sacar exponentes que han representado a esta tierra en diversas justas tanto regionales, como estatales, nacionales e internacionales; el deporte individual ha sido su fuerte y ni dudarlo, que Bartolo Garrido es forjador de muchas de esas historias de éxito que se pudieran contar, una más, la de Geovanella Fararoni Platas, una jovencita acayuqueña que tuvo sus inicios con el “Pata”, y que lejos de lo que era allá por el 2008 una promesa del deporte para su municipio, está convertida en una de las esperanzas de la halterofilia en el País.

“Pues mis inicios de entrenamiento fueron con el profesor Bartolo Garrido “El Pata”, un señor que respeto demasiado y lo admiro mucho por el gran conocimiento que tiene en el deporte, para mi es una persona que admiro demasiado y de mucho valor, el me introdujo al deporte hasta me atrevo a decir que él me impulsó a llevar a cabo el alto rendimiento”, fue el primer texto de una charla virtual con Geovanella, que recuerda con nostalgia aquellos comienzos donde desde luego, celebra el apoyo que ha recibido de su familia en todos estos años de entrega.

PRIMEROS RESULTADOS

Fue en el año 2010, cuando Geovanella Fararoni Platas comenzó a ver el fruto de ese entrenamiento arduo y tenaz, ganó una medalla de bronce, ya competía en nacionales desde el 2008, casi en sus comienzos, pero la presea llegó dos después, posteriormente, en el año 2011 fue campeona nacional, evento celebrado en el Estado de Yucatán.

Después de haber cumplido con triunfos representando al Estado de Veracruz, Geovanella tuvo que dar un cambio drástico en su carrera deportiva, en el año 2012, una lesión en el hombro estuvo a punto de alejarla del alto rendimiento, no le permitía registrar buenos lanzamientos, sin embargo, fue vista por entrenadores de halterofilia los cuales la exhortaron a cambiar de disciplina; era el destino de la acayuqueña; en las pesas encontró el camino al éxito.

LA HALTEROFILIA

“El levantamiento de pesas me ha enseñado el alto valor de cuidarnos a nosotros mismos, desde la alimentación y la fisioterapia adecuada hasta la psicología deportiva y la medicina del deporte. La Halterofilia me ha enseñado que el trabajo duro y la disciplina te lleva a los sueños más grandes que para mí serían los Juegos Olímpicos de Paris 2024 o 2025 dependiendo las fechas por la contingencia que vivimos a nivel mundial”.

Geovanella tuvo que dejar el Estado de Veracruz, para continuar su preparación en Puebla, sus fuertes entrenamiento donde además, continuaron sus buenos resultados, hasta ahora ha sido 8

veces medallista de bronce en la Olimpiada Nacional, un subcampeonato juvenil y un segundo lugar en el campeonato nacional de Primera Fuerza.

Dentro de sus objetivos principales está la clasificación a la preselección nacional, para poder tomar parte en los campeonatos panamericanos y el campeonato mundial del cual aún no hay fecha ni sede por el coronavirus, así mismo, busca prepararse con todo para poder alcanzar la clasificación al siguiente ciclo olímpico, para ello, entrena un total de 30 horas a la semana.

EXTRAÑA ACAYUCAN

“Extraño Acayucan, porque ahí es en donde están mis principales raíces como atleta de alto rendimiento. Y pues los invito a todos a que empecemos más la activación desde casa, para estar saludables, comer muchas verduras y frutas y tener los hábitos para ser personas saludables. Y pues también cualquier tipo de ayuda a mi persona será bien recibido para poder así llegar a lo que es mi objetivo como atleta de alto rendimiento, representar dignamente a México a nivel internacional”.

Desde sus comienzos, Geovanella Fararoni Platas ha tenido grandes entrenadores. En sus inicios ya lo relató, el profesor Bartolo Garrido Casanova “El Pata”, pero algunos de los que le han dejado mucho aprendizaje y experiencia son los búlgaros Kiril Ivanov Kounev y Gorgie Zdravkov Koev los cuales, entrenaron a Soraya Jiménez y la llevaron al oro olímpico, es parte de lo que Geovanella quisiera emular en su carrera, los éxitos de la mexicana Jiménez.

Geovanella Fararoni se entrena desde hace 8 años en el Centro de Alto Rendimiento, sometida a una buena alimentación y entrenamiento, estos trabajos un poco detenidos por la pandemia del coronavirus pero que no alteran los objetivos principales. Geovanella, agradece a su familia principalmente, y a todos los que de alguna forma han aportado en su carrera deportiva, la cual ha llevado con mucha disciplina y aunque represente al Estado de Puebla, seguramente sus éxitos se van a disfrutar igual en su natal Acayucan.

COMPARTIR