Marco FONROUGE MATHEY /Acayucan.-El hecho de que el Presidente López Obrador haya otorgado los incentivos por medallas, le permite cumplir (y que bueno) con una parte mínima a los deportistas mexicanos que concluyeron con un papel extraordinario en Lima, Perú. Pero eso no es todo. Los deportistas de alto rendimiento requieren de su incremento y cumplimiento en sus becas, requieren equipo deportivo adecuado y un centro de alto rendimiento, requieren de campamentos para una mejor preparación que les permita elevar el nivel y seguramente vendrá acompañado de buenos resultados.

Y no es que esto sea un problema propio de su gobierno, pero si verdaderamente quiere hacer las cosas bien, ese es el camino. Los Gobiernos Estatales y Municipales tendrán que hacer su parte, pero todo depende del Gobierno Federal, de la voluntad de fortalecer a los atletas y entrenadores con sus becas y mejorar la infraestructura deportiva en todo el País.

Los campeones Panamericanos viajaron con patrocinios de empresas, aportación de sus familiares y varios de ellos, parte del incentivo que recibieron lo ocuparán para pagar sus deudas. De verdad deseamos que está vez sea diferente.

Porque México podrá tener el mejor talento pero sin el respaldo de sus autoridades será muy difícil. Ana Guevara está corriendo la misma suerte de Ángeles Ortiz en el IVD, extraordinarias atletas, pero que (en el caso de Ángeles) dejó un sabor amargo entre los deportistas, y Ana va por ese camino apenas con unos meses al frente de la CONADE.

COMPARTIR